3 El Reverb

LOS LUNES AL 🎼

Por JL Prieto

Hoy en nuestro artículo musical de los lunes vamos con uno de los temas que más debates ha generado entre público y crítica musical especializada: el reverb.

Posiblemente hayas escuchado alguna vez esta palabra en referencia a un instrumento o álbum, casi siempre de forma peyorativa. Si no es así no pasa nada, en seguida lo explico. El proceso de producción y mezcla de un álbum es uno de los más apasionantes en cuanto a música se refiere. Es una labor en la que se usan diversos métodos para que el resultado final sea el deseado, el reverb es uno entre muchos, peros pocos han sido cruce de críticas por público y crítica. Y lo cierto, es que por mucho que algunos lo hayan pretendido demonizar, y aunque te pongas frente al espejo en «modo Candyman» si lo pronuncias 5 veces frente al espejo solo lograrás que se te ponga cara de gili… (pruébalo). Fuera de bromas, que este efecto ha sido usado por un sinfín de artistas y músicos. Pero vayamos al concepto para entender qué es el reverb.

Reverb o reverberación (a partir de ahora me voy a referir como R, que no me la juego con el tito Candy) es un fenómeno sonoro producido por una reflexión, que consiste en una ligera permanencia del sonido una vez que la fuente original ha dejado de emitirlo. ¿Cómo te has quedado? ¿Igual que antes? No te preocupes. En términos coloquiales es como un mini eco, y en lo esencial con un alargamiento del sonido original. El inicio de «Entre dos Tierras » de Héroes del silencio, es un claro ejemplo.

El ejemplo más claro de una reverberación es el del párroco de turno en su oratoria del domingo. Las iglesias, por ser espacios diáfanos, se prestan a la R. de forma natural. Pero lo mismo lo podemos apreciar en un edificio vacío e, incluso, en la ducha. ¿Alguna vez te has preguntado por qué tu voz suena tan guay ahí? Los azulejos juegan un papel, lo otro se llama R. Si aun así cantas mal, no te mortifiques, yo lo hago por el placer de molestar a los vecinos 🤣

Antes de la llegada de la tecnología y, muy especialmente, de la informática aplicada a la música, para conseguir este efecto era necesario crear unas condiciones adecuadas (un espacio lo más amplio posible y libre de objetos). En el caso de la voz se usaba para dar un mayor énfasis. No todos tienen las cuerdas vocales de Freddie Mercury. Con el tiempo esto de la R. dual cayó un poco más en desuso por la mezcla de las voces en dos o tres tonos, como hace Jonathan Davis en Korn o Marilyn Manson, por ejemplo. Y no, esto no es exclusivo del rock, el pop, el rap y cualquier género ha hecho uso del R.

La polémica viene por su buen o mal uso. En la primera mitad de los 80 pareció un recurso que se había estandarizado, aunque con resultados desiguales. A muchos esa prolongación les resulta antinatural, y lo cierto es que en ocasiones más que beneficiar hace que nos suene un tanto raro. Al final, esto es como lo de los culos: cada uno tiene el suyo. Con el paso del tiempo y la tecnología el uso del R., sin dejar de ser evidente para oídos expertos, no sangraba tanto como la batería de «Livin on a prayer» de Bon Jovi. Pero vamos, que si el mismo Boss tiró de ello, no seré yo el que tire la primera piedra.

Ahí os dejo, que voy a la ducha a emular al bueno de Bruce. Por vosotros, amigos lectores de Cultura Underground, y también por mis adorables vecinos cantaré eso de: Born in te U.S.A (atentos al sonido de la batería, R. a raudales).

PD: ¿Cuántos de vosotros se han molestado en contar las veces que he dicho R. para evitar que se me aparezca Candyman? 😉


Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s